28 ene. 2010

Rescate turistas varados por lluvias podría durar días en Perú

Rescate turistas varados por lluvias podría durar días en Perú

Por Mariana Bazo

MACHU PICCHU, Perú (Reuters) - El rescate total de cientos de turistas en el sureste de Perú demoraría hasta tres días, mientras crecía el jueves la molestia de los visitantes por el desorden y la separación de familias para poder salir de esa zona afectada por intensas lluvias desde hace días.

Helicópteros de fuerzas de seguridad de Perú y Estados Unidos y de algunas compañías privadas han evacuado, desde el lunes, más de 1.000 turistas de diferentes nacionalidades, atrapados en la localidad más cercana a la ciudadela inca Machu Picchu, una de las siete nuevas maravillas en el mundo.

La fuertes precipitaciones, las peores en 15 años, cortaron tramos de rieles de ferrocarril, la principal vía terrestre para llegar a Machu Picchu, ubicado a unos 2.450 metros sobre el nivel del mar y 1.100 kilómetros al sureste de Lima.

En la localidad de Aguas Calientes aún permanecen 1.000 turistas a la espera de ser rescatados, según las autoridades, aunque la cifra podría elevarse a la espera de más de 600 visitantes atrapados en la zona denominada Camino del Inca, la única ruta peatonal hacia Machu Picchu.

En la plaza de localidad andina, se podía apreciar decenas de carpas multicolores, ropa colgada y cientos de turistas, algunos sentados con bolsas de comida que recibieron de organismos de ayuda después de hacer largas filas.

Parecía una zona de campamento después de un desastre, con gente caminando de uno a otro lugar. Había carteles que identificaban "zonas" de argentinos, mexicanos, chilenos y de otros países europeos, para tratar de coordinar la evacuación.

Un avión chileno llegó a la Cusco para rescatar a ciudadanos de ese país, mientras que dos aeronaves argentinas partieron de Buenos Aires con el mismo objetivo.

También se veía carteles y pizarras con nombres de personas "desaparecidas" anotadas por amigos o familiares.

"Es un desorden total. Hay problemas de logística a la hora de definir las evacuaciones, hay problemas en el reparto de comida, de medicamentos", dijo a Reuters Randall Molina, un visitante suizo atrapado en la zona desde el domingo.

Algunos se quejaron de que turistas adinerados, mayormente europeos y estadounidenses, lograron salir primero pagando altas sumas de dinero sin respetar la prioridad para los ancianos, niños, mujeres gestantes o enfermos.

CONTROL MILITAR

Entre los turistas la mayoría son sudamericanos -600 argentinos y 200 chilenos, según autoridades-, además de estadounidenses, europeos y asiáticos.

El rescate se realiza desde un campo de fútbol de Aguas Calientes bajo el control militares armados, que intentaban controlar el tumulto de muchas personas enojadas porque no estaban en la lista de pasajeros a ser evacuados.

Algunas mujeres con hijos lloraban al saber que iban a ser separadas de sus esposos o familiares jóvenes. El cielo azul despejado permitía la salida de los helicópteros.

Otros turistas preferían colaborar con las brigadas civiles de la zona, que levantaban barreras de contención con tierra y piedras para evitar el desborde del río Vilcanota, que pasa por un lado de la localidad de Aguas Calientes.

Las intensas lluvias han provocado derrumbes en varias zonas del Cusco -la mayoría pobres-, que causaron la muerte de al menos cinco personas, entre ellas una turista argentina.

El ministro de Comercio Exterior y Turismo, Martín Pérez, dijo a periodistas que se espera para el jueves la evacuación de al menos 800 turistas, siempre y cuando las condiciones del clima sean favorables.

Los rescatados son llevados al pueblo de Ollantaytambo, cerca la ciudad del Cusco, que no ha sufrido mucho por las lluvias, que según funcionarios de Defensa Civil podrían durar hasta el fin de semana, aunque con menor intensidad.

Las lluvias, frecuentes en los Andes peruanos durante el período de verano en la costa del Pacífico, se han agudizado debido al fenómeno climático de El Niño, que según expertos durará hasta el comienzo del verano boreal del 2010.

El fenómeno de El Niño es un anormal calentamiento de las aguas en la parte ecuatorial del Océano Pacífico, que perturba con lluvias y sequías los patrones climáticos globales.

(Escrito por Marco Aquino, Editado por Juana Casas)

Fuente:

http://noticias.latam.msn.com/pe/internacional/articulo_reuters.aspx?cp-documentid=23349906

No hay comentarios:

Publicar un comentario