7 jun. 2010

El surf es rentable: las ventas de ropa y tablas hawaianas en el Perú crecen al año 30%

El surf es rentable: las ventas de ropa y tablas hawaianas en el Perú crecen al año 30%

El deporte todavía no apasiona a multitudes como el fútbol, pero se está expandiendo fuertemente y tiene un enorme potencial turísticoaún sin explotar. Sus ganancias no son solo para los tablistas.

Imagen

Por: Marcela Mendoza R

En medio del furor por el pronto inicio del Mundial de Fútbol , es casi una herejía conversar sobre otras actividades durante el almuerzo. Sin embargo, en nuestro país se practica cada vez más otros tipos de deportes, llamémoslos alternativos y, como consecuencia lógica, se han ido multiplicando las ganancias en los negocios que giran en torno a ellos, especialmente los ligados al mar.

Ya sea por los triunfos de Sofía Mulanovich o por la pasión de los costeños de jugar con las olas, en el Perú ya hay más de 100 mil surfistas que invierten en equipos y viajes al interior del país. Y si bien solo 200 son tablistas profesionales, Karin Sierralta (director de la Federación Nacional Deportiva de Tabla – FENTA) estima que a nuestras playas llegan anualmente más de 10 mil surfistas expertos del resto del mundo, que buscan una experiencia extrema. Entre todos, afirma, han dinamizado la demanda interna y el turismo. (Ver infografía ).

MODA MARINA
El surf está de moda entre los jóvenes. No en vano el mercado de ropa y accesorios para este deporte es estimado en US$80 millones al año y es atendido por alrededor de 200 tiendas especializadas, según detalla Max de la Rosa Toro, gerente de Billabong.

Solo en las 5 tiendas que Billabong ha inaugurado en dos años, refiere, se ha logrado una participación del 25% de ese nicho de mercado y se tiene un crecimiento anual promedio de 30%. El sector, asegura, ha mantenido en la última década un ritmo ascendente constante y en determinados años las ventas han llegado a incrementarse hasta un 50%.

Además de las tiendas especializadas, la ropa y accesorios también son comercializados en los “retail”, que han sacado sus propias líneas, y en el mercado informal. Pero, según De la Rosa, los consumidores prefieren ir a las surf shops, por lo menos dos veces al año, porque hay una mayor amplitud de diseños y marcas.

Los compradores son mayormente jóvenes del nivel socioeconómico A, pero también tienen público adulto, porque “ser tablista es un estilo de vida”, comenta. Asimismo, se cuenta con mucha gente que le gusta el estilo que proyectan los tablistas y compra la ropa solo por estar a la moda, complementa Ricardo Guglielmino, director de la tienda The Wind Adventure.

Rolando Arellano, gerente de desarrollo de Arellano Marketing, considera que estas tiendas atienden un nicho, pero están dejando de ser una actividad elitista para incluir a los consumidores aspiracionales: aquellos que practican el deporte porque ahorran para poder comprar los equipos.

“En el caso de los deportes alternativos, tenemos dos tipos de compras: las que son técnicas y las que son por un tema de moda. Dentro de lo técnico, tenemos todo lo relacionado con la tabla en sí, en donde se elige buscando una determinada calidad y no hay mucho que discutir en el precio”, aclara Max de la Rosa.

Las tablas, agrega Ricardo Guglielmino, pueden ser compradas en las surf shops, pero también en tiendas solo de tablas o en talleres artesanales ubicados en la casa de algún surfista. “En el Perú, entre los fabricantes nacionales, existe un rango de precios estable, a diferencia de las marcas importadas, donde los precios son entre 30 y 40% más elevados”, apunta Rodolfo Klima, dueño de Klimax Surfboards Internacional S.A., quien asegura que este año las ventas superarán los niveles registrados en el 2008 y exportarán el 20% de su producción (2.000 al año).

COSA DE CHICAS
El público femenino viene creciendo exponencialmente. “Es una moda que abarca muchos accesorios y ya representa alrededor del 25% de las ventas del mercado. De un tiempo a esta parte, las mujeres participan cada vez más de forma activa en el surf y en su estilo de vida”, asegura e la Rosa.

La publicidad ha tenido mucha responsabilidad en esto, opinan los surfistas. Los logros de Sofía Mulanovich la convirtieron en un modelo y marcas como Red Bull y Movistar decidieron apoyarla. Fiorela Espejo Guillén, jefa de Patrocinios en Movistar, explica que existe un enorme talento y por eso se animaron, desde el 2004, a destinar parte de su presupuesto publicitario al patrocinio de este deporte.

No obstante esos aportes, aclara Karin Sierralta, conseguir auspicios para los concursos internacionales (US$400 mil por evento) en nuestro país es difícil y más este año, porque la mayoría de empresas están apostando por el aclamado fútbol.

MÁS QUE UNA TABLA
Gracias a dichos certámenes, señala Sierralta, se logra mostrar las playas peruanas a tablistas de todo el mundo que vienen a competir o siguen las incidencias en la web. Actualmente, calcula, dichos turistas gastan al año un mínimo de US$10 millones en su estadía en el país.

Carlos Zúñiga, dueño de la agencia de viajes Machapu Adventures , considera que los turistas de deportes náuticos (desde el windsurf hasta el kayac) solo representan el 2% del turismo nacional y están compuestos por dos grupos: los mochileros, que se alojan en un hostal sencillo (US$10 la noche), y los clásicos (arriba de los US$150) que no tienen más de cinco alternativas hoteleras para elegir.

Marino Costa Bauer, director del hotel Chicama Surf (en Chicama), detalla que entre abril y noviembre llegan surfistas internacionales (más brasileños y estadounidenses), mientras que en el verano se atienda al turista nacional. La demanda crece año a año —añade Jaime Rojas, gerente general de El Faro (en Pacasmayo)— pero no hay suficiente infraestructura hotelera en todas las playas con buenas olas. “Yo creo que no estamos ni en el 10% de lo que se podría hacer. Ni en eso”, opina Ricardo Guglielmino. Y en eso coinciden todos los tablistas: el potencial es aún inmenso.

LA OTRA TABLA
Sobre cemento
No solo la tabla que se desliza sobre las olas está de moda. En nuestro país también crece la práctica del skateboarding. Ricardo Chacón, skater profesional, comenta que se está extendiendo a sectores populares, se han construido 25 skateparks, han aumentado las skateshops a más de 20 e incluso hay surf shops que tienen una zona para skaters, debido a la alta demanda. “En el Perú ya hay 10 mil skaters —añade Gabriel Quiroz, editor de la revista “Slide Skateboarding”— los cuales invierten entre S/.350 y S/.1.000 en su equipo. Además, ha crecido la venta local de ropa y zapatillas especializadas en este deporte, que en el mundo mueve US$5 mil millones.

Fuente:

http://elcomercio.pe/noticia/491021/surf-rentable-30-crecen-al-ano-ventas-ropa-tablas-hawaianas-peru

No hay comentarios:

Publicar un comentario