29 nov. 2009

"El crecimiento del Perú se parece más al de un país asiático"

ENTREVISTA A LUIS ALBERTO MORENO, TITULAR DEL BANCO INTERAMERICANO DE DESARROLLO

"El crecimiento del Perú se parece más al de un país asiático"

Presidente del BID afirma que ahora el reto es que el crecimiento beneficie a los pobres. Advierte que en agua y saneamiento estamos por debajo del promedio en América Latina. Considera que el Perú será uno de los países más afectados con el cambio climático.

¿Por qué los organismos multilaterales, incluido el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), miran con tanta expectativa al Perú si con suerte creceremos 0,7% este año?
No se pueden sacar conclusiones sobre la economía peruana por lo ocurrido en un año. Si uno mira el promedio de crecimiento del Perú durante los últimos cuatro años, parece más el crecimiento de un país asiático que de uno latinoamericano. Es el único país de la región donde esto se da. El Perú ha empezado a lograr algo que no se ve en el resto de países latinoamericanos, y es que, sobre la base de equilibrios fiscales y acceso a crédito externo, ha crecido sólidamente, y eso requiere de un fortalecimiento del Estado. Por último, el Perú ha sido uno de los países menos impactados por la crisis y de los primeros en salir adelante. La caída del PBI en EE.UU. y en Latinoamérica produjo un gran desempleo, aquí no

El empleo ha caído en el Perú.
Sí, pero no se han abierto brechas de desempleo, como en Colombia o México. Otro punto importante es que en los últimos cuatro años el Perú ha reducido significativamente la extrema pobreza. Por eso la economía del Perú ha tenido impacto. El reto es cómo hacer para que este crecimiento llegue hacia abajo. Eso requiere de buenas políticas públicas y trabajar en temas que el BID ha venido siguiendo con el Gobierno: agua, saneamiento, fortalecimiento de las áreas sociales.

El crecimiento no desaparece la desigualdad.
Eso ocurre en todos los países, por eso hay programas de transferencia condicionada para que los niños vayan al colegio, tengan exámenes médicos y así darle una oportunidad a la gente.

España ha regalado 72 millones de dólares para agua y saneamiento en el Perú. ¿Cómo se explica la generosidad española? No es algo usual.
(Ríe) El BID tiene este tema como prioritario hace ya tres años. Tuvimos la fortuna de contar con el apoyo del Gobierno Español, el presidente Rodríguez Zapatero lanzó la iniciativa acá en el Perú en la pasada Cumbre Iberoamericana y donó 1.500 millones de dólares a Latinoamérica en un período de tres a cuatro años para este fin. Este año España proporcionará agua y desagüe a tres millones de familias de América Latina. El presidente García tiene como uno de sus sueños fundamentales el programa Agua Para Todos. El Perú ha recibido el monto más grande, 72 millones, y la contraparte peruana pone 18 millones. El BID dona el diseño técnico de los proyectos.

Se nos ha aparecido la Virgen.
La Virgen española. Por eso el BID le tiene gran gratitud a España. Difícilmente otro tema impacta tanto en las metas del milenio como el del agua y saneamiento.

¿A cuántos peruanos beneficiará esto?
A 400 mil. La selección la hizo España con la priorización de la Agencia Española de Cooperación Internacional. Es para 348 localidades rurales de 200 a 2.000 personas, sin agua y desagüe, con 50% de nivel de pobreza y para 16 ciudades pequeñas, de 15 mil personas. Son de Huancavelica, Ayacucho, Apurímac, Cusco y Puno. La ventaja de trabajar en una región es que se aplican economías de escala, el equipo técnico que trabaja en las pequeñas ciudades se desplazará a las comunidades. Hay que construir agua y desagüe, pero también capacitar a la población para que esto se mantenga. Los países que obtengan mayores resultados tendrán una “segunda vuelta” de donación. El Perú ha empaquetado más inteligentemente sus proyectos porque agrupó cinco regiones y, por ello, recibió un mayor monto.

La población rural ha demostrado que no acepta pagar por el agua. ¿Cómo harán?
Muchos piensan que el agua es un recurso natural y que no hay que pagar por ella. Pero cuando no te llega terminas comprándola, sale más caro y no es higiénico.

¿Serán empresas estatales, regionales, municipales?
Ese es el gran reto del agua, el tema de gestión se vuelve fundamental. Además de hacer las obras, el BID ha puesto énfasis para este programa en educación, capacitación. El manejo será básicamente municipal. El BID está realizando un estudio en la región sobre cómo ponerle precio al agua.

¿Cuál es la situación del Perú en agua y saneamiento respecto de Latinoamérica?
El Perú está por debajo del promedio en agua y saneamiento. Debajo de él solo están El Salvador, Nicaragua, Bolivia y Belice. La geografía importa y el Perú tiene muchas sequías, por eso es importante el trabajo en las cuencas. Tal vez el indicador más bajo del Perú está en el tratamiento del agua que se bota a los ríos.

¿El BID sigue lo que es lucha contra la pobreza en el Perú?
Sí, es la razón de ser del banco, pero no tenemos recursos ilimitados. En el Perú nos hemos concentrado en la matriz energética, cuánto hay de renovable, cómo crear los incentivos para que coexistan hidroeléctricas, centrales de gas, petróleo. También vemos el tema del agua, el cambio climático.

Pero en lo que es lucha contra la pobreza en sí...
Tenemos un proyecto cofinanciado con el Gobierno y el Banco Mundial para atender temas de nutrición en las nueve regiones más pobres del Perú.

¿Al BID le preocupa el tema de la equidad? ¿De qué manera?
Sí, pero esto pasa por una buena calidad de las instituciones del país. Esa área técnica es una de las más grandes del BID. El sistema de reformas es muy importante, más aun cuando los procesos de descentralización se han profundizado y hay que trabajar con los gobiernos regionales. En el Perú tenemos muchos programas de fortalecimiento de instituciones para mejorar la eficiencia del gasto público, la calidad de gestión, de planificación, siempre privilegiando la transparencia.

El medio ambiente es importante para el BID. ¿Se puede revertir realmente el cambio climático y el recalentamiento del planeta en cinco grados? Los países no cumplen los acuerdos.
La adaptación es uno de los principios del cambio climático, uno de los puntos más complicados, también la deficiencia energética (aire acondicionado, neveras viejas, rellenos sanitarios), los créditos por emisiones de carbono y las energías renovables basadas en el gas, hidroeléctricas, esta es mejor que una de carbón, por ejemplo.

¿Y por qué el BID financió una planta de carbón en Brasil? Fue muy criticado.
En ese caso se aplicó una tecnología de punta, se compensará por bonos de carbono y se creó un fondo inicial de 5 millones de dólares para la plantación de árboles y otras acciones necesarias.

¿Cuán grave es la situación medioambiental del Perú?
Hace tres años los ingleses plantearon realizar un inventario de las emisiones que generaba Inglaterra y cuánto le costaría eliminarlas o reducirlas significativamente. Esa misma metodología ya la hicimos en México, la estamos haciendo en Colombia y la haremos en el Perú. Este es uno de los países con mayor biodiversidad, no es un gran contribuyente al cambio climático mundial, pero sí será uno de los países más afectados y que más rápido lo sentirá. Primero, por la concentración urbana en la costa, que es una zona que tiene estrés de agua, y, segundo, porque los glaciares están muy afectados. El Perú tiene que trabajar fuertemente este tema en los foros internacionales. El debate sobre el cambio climático no es una agenda verde, de conservacionistas, es un problema propio de los ministerios de Economía. El BID ha donado el estudio para inventario de daños de cambio climático en el Perú que se presentará en Copenhague. Aunque terminará el próximo año porque hay que ver cómo reparar el daño de destrucción de bosques por las emisiones y de los nevados, que desde hace 30 años han reducido su tamaño en 1% anual en el mundo. Se debe ver si esto es más acelerado para el Perú. El BID ha diseñado un programa innovador para determinar qué políticas desarrollará el Perú contra el cambio climático, esto durará cuatro años. Estamos haciendo también un plan piloto para trabajar en la recuperación de los andenes prehispánicos en la sierra limeña y habilitar mejores tierras.

¿La comunidad internacional es consciente de este grave problema o las acciones concretas son solamente formales?
Es evidente que este problema lo causaron los países desarrollados. A Copenhague irán los presidentes a decir: “yo me comprometo en mi país a reducir en tanto las emisiones”, y se generará un mercado de bonos de carbono. Este aún es pequeño, pero cuando EE.UU. ingrese al sistema se incrementará enormemente. También se viene una serie de cambios tecnológicos para reducir las emisiones. Tener la Amazonía del Perú es de un valor enorme.

¿Usted es optimista?
Esta es una de las discusiones mundiales más complejas porque el fondo del asunto es quién va a pagar. Hay mucha presión política; por ejemplo, en EE.UU. hay un movimiento para que no se modifique la gran industria automotriz o las redes eléctricas. Por eso Copenhague es muy importante y si ahí no se concreta el compromiso de los países viene la reunión de México.

HAY UNA SEGURIDAD ESTRATÉGICA MUY GRANDE GRACIAS AL GAS
¿Para el BID ya se superó la crisis mundial?
Lo que se puede decir es que ya tocamos fondo, la gran pregunta es cómo será la recuperación. Y sobre eso hay muchas variables que no sabemos. Es muy importante lo que pase en Asia, sobre todo para los países del Pacífico. Creo que en la parte de alimentos no se ha tocado fondo, incluso hay riesgo de que tengamos una presión desbordada de precios de alimentos, como sucediera hace año y medio. Los precios de los minerales mejoran, lo que significa que la industria ha comenzado a levantarse. Se sabe que el año entrante habrá crecimiento porque venimos de muy abajo. El tema es el año 2011 en adelante, es la fecha crucial. Por eso hay una gran discusión internacional sobre si retirar o no los estímulos fiscales para que la caída de las economías no sea tan grande. EE.UU. está saliendo, pero no sabemos cuánto tiempo demorará en llegar a los números previos a la crisis. Aún hay mucha volatilidad.

El BID participó en el contrato de concesión de Camisea. ¿Hay gas suficiente?, ¿es conveniente su exportación?
Esas son decisiones del Gobierno y de quienes están gestionando el proyecto. Existe una nueva tecnología para las reservas de gas en las costas. En la costa de Luisiana (EE.UU.) hay reservas gigantes, esta nueva tecnología puede cambiar significativamente la matriz energética, desplazando al petróleo. El anuncio reciente demuestra que existe mucho más gas en el Perú y eso le da una seguridad estratégica muy grande al país. Se considera que el Perú debe tener gas para consumo interno y externo.

¿El BID apoya la inversión en biocombustibles o estos están en contradicción con la producción de alimentos?
La apoyamos cuando se demuestra que no hay contradicción entre alimentos y energía. Tiene que ser sustentable.

¿Usted irá a la reelección en el BID?
Por el momento estamos concentrados en el trabajo.

LA FICHA
Nombre: Luis Alberto Moreno.
Edad: 56 años.
Nacionalidad: Colombiano.
Cargo: Presidente del BID desde julio del 2005.
Profesión: Economista, diplomático y periodista
Trayectoria: Ministro de Desarrollo Económico de Colombia (1992-94) y embajador de Colombia en EE.UU. (1998-2005).

Fuente:

http://elcomercio.pe/impresa/notas/crecimiento-peru-se-parece-mas-al-pais-asiatico/20091129/375052

1 comentario:

  1. SOLO ESPERO QUE SEA VERDAD, PERO AS AÚN QUE LOS PERUANOS SIENTAN Y VEAN LA DIFERENCIA DE ESA VERDAD, YA QUE HASTA LA FECHA NO HA HABIDO NADA NOTORIO, NI EN EDUCACIÓN, NI EN SALUD, EL PROGRESO SE LIMITA SOLO A LA CLASE GOVERNANTE.

    ResponderEliminar